¿Cómo calcular la talla de condón que debo ponerme?

Para tener unas relaciones sexuales realmente placenteras, y aseguraros de que tendréis la máxima protección, es importante utilizar la talla de preservativo adaptada al tamaño de nuestro pene. Y es que cada aparato reproductor cuenta con un tamaño distinto, además de con una forma particular.

Lo cierto es que la talla estándar valdrá en la mayoría de los casos… siempre y cuando nuestro pene sea estándar. Pero… ¿Cómo sabemos si es así? Te hemos preparado una sucesión de tips que te ayudarán a saber más del calculador de talla de condón.

Todo lo que debes saber para identificar la talla de condón que necesitas

talla de condon

1. Comodidad y adaptación

La mejor guía que puedes encontrar son tus sensaciones. Pruébate un preservativo estándar y experimenta.

  • En el caso de que te apriete mucho o quede suelto, es señal de que no es tu talla.
  • Si el preservativo se rompe o se sale se incrementará la posibilidad de sufrir algún susto innecesario.
  • Si no sientes que lo llevas de una forma cómoda, también es indicativo de que no es tu talla.

La mejor forma es medirse el pene, y esto lo vamos a ver en el apartado siguiente.

2. ¿Cómo medirse el pene?

Para medirnos el pene necesitaremos obtener dos medidas: anchura y longitud. Para ello, tan solo nos hará falta una cinta métrica y una regla de las que podemos tener por casa.

Debes asegurarte de que el pene esté totalmente erecto antes de medirlo; de lo contrario, la medida no será fiable:

  • Longitud: para medir la longitud del pene apoyaremos la regla en el pubis y en la punta. Apuntamos la media que alcanza en la punta del pene.
  • Anchura: para medir la anchura no podremos utilizar la misma regla que en el apartado anterior, ya que necesitaremos que gire. Para ello, usamos la cinta métrica y la colocamos en la zona más ancha del miembro (debe estar por debajo del glande). Utilizamos la cintra métrica para envolverla y así tendremos el perímetro.

Con estas dos medidas ya sabrás cuanto mide tu pene.

3. Comparación de las medidas

Una vez tengamos las medidas, podemos utilizar un calculador de talla de condón. Esta herramienta la suelen tener en la web los vendedores de preservativos, y es que pueden existir diferencias entre las diferentes marcas.

Las medida estándares de un pene son de 14-16 cm de largo y de 12-13 de perímetro, siempre considerando que esté erecto.

En el caso de que el perímetro sea de 10 cm, lo más recomendable es comprar condones que tengan un anchor nominal de 52 mm, que es el equivalente a 5,2 cm. Este valor será, por lo menos de forma aproximada, la mitad del perímetro del pene.

Partiendo de esta base como referencia, tenemos dos supuestos:

  • Si tus medidas están por debajo de lo estándar, deberías utilizar una talla S o XS de preservativo.
  • Si las medidas están por encima, deberías usar una XL.

4.  Conocer las diferentes tallas de condones

saber la talla del condon

Existen diferentes tallas de condones que debemos conocer para saber cuál es la más adecuada para nosotros.

  • La Talla XS está pensada para penes con un tamaño comprendido entre los 5-10 cm de circunferencia y entre 8-16 cm de longitud.
  • La Talla S se recomienda para penes que midan entre 10 y 11 cm de circunferencia, con entre 10 y 18 cm de longitud.
  • La Talla M ya podría estar dentro de lo estándar. Cubre aquellos penes que midan entre 11 y 11.5 cm de circunferencia y 13 y 19 cm de longitud.
  • La Talla L estaría penada para quienes tengan un pene con un tamaño de entre 11.5 y 12 cm de circunferencia y de entre 14 y 20 cm de longitud.
  • La Talla XL está reservada para unos pocos privilegiados. Cubre aquellos penes que tienen entre 12-14 cm de circunferencia, con 15-20 cm de longitud.
  • Finalmente, existe una talla XXL que es para penes de más de 14 cm de circunferencia y de 15-20 cm de longitud o superior. Algunas marcas la denominan talla Super King Size.

5.  Tipos de preservativos

Además de la propia talla que podemos hacer sacado con el calculador de talla de condón, también es importante conocer que existen diferentes tipos.

Por ejemplo, tenemos los anatómicos o rectos, aquellos que tienen una textura punteada o estriada, los que son sensitivos o extra seguros, que tienen efecto calor/frio o retardantes del placer, incluso los que combinan varias características en el mismo profiláctico.

Ahora ya sabes cómo calcular adecuadamente la talla del condón.

Tu llamada más caliente